El viaje del Papa a los Emiratos Árabes Unidos

Francisco-Dhabi-Mohammed-Zayed-Al-Nahyan_LPRIMA20190203_0017_27.jpg

El papa Francisco llegó el domingo día 3 a los Emiratos Árabes Unidos, haciendo historia como el primer pontífice que viaja a la Península Arábiga. El pontífice desea mejorar las relaciones entre cristianos y musulmanes, y darle ánimo a la comunidad católica de esa región.

El otro gran acto del papa en Abu Dabi es la masiva homilía que ofreció el martes en el principal estadio deportivo de la ciudad, a la que se espera que acudan unas 135,000 personas y que ha sido calificada por algunos como la mayor muestra pública de fe cristiana en la Península Arábiga. La Iglesia católica cree que en el país hay aproximadamente un millón de católicos. La mayoría son filipinos e indios, muchos de los cuales dejaron atrás a sus familias y pueden enfrentar condiciones precarias que son denunciadas regularmente por grupos de derechos humanos.

El papa Francisco sí se las arregló para explicar que la “idea de conquista” es parte integral del islam como religión, pero añadió rápidamente que se podría interpretar el cristianismo de la misma manera. “El islam auténtico y la lectura adecuada del Corán se oponen a toda forma de violencia”, afirmó el papa, con no demasiada exactitud, olvidando los Hadices y Sunna. Tampoco citó correctamente que el “islam es una religión de paz, compatible con el respeto a los derechos humanos y la convivencia pacífica”. Es como si la mitad de los esfuerzos del papa se hubiesen dirigido a exonerar al islam de todas sus responsabilidades. parece haberlo hecho aún más de lo que musulmanes practicantes, como el presidente de Egipto, Abdel Fatah el Sisí, el escritor y médico estadounidense M. Zuhdi Yaser, el ex ministro de Información kuwaití Sami Abdulatif Al Nesf, la escritora franco-argelina Razika Adnani, el filósofo tunecino afincado en París Yusef Sedik, el periodista jordano Yosef Alawnah y el escritor marroquí Rachid Aylal, entre muchos otros si lo, han estado haciendo.

Han muerto 4.305 cristianos en 2018 simplemente a causa de su fe cristiana. Esta es la dramática cifra incluida en la nueva “World Watch List 2019”, recién recopilada por la organización no gubernamental Open Doors. Revela que, en 2018, hubo más de mil víctimas cristianas, un 25% más, que el año anterior, cuando fueron 3.066.

El pasado mes de noviembre, la organización Aid to the Church in Need hizo público su “Informe sobre Libertad Religiosa” correspondiente a 2018 y llegó a una conclusión similar: 300 millones de cristianos fueron sometidos a violencia. El cristianismo, a pesar de su dura competición, ha sido descrita como la “religión más perseguida del mundo”.

Hace ya un año el Vaticano empezó a negociar con Abdulla bin Fahad Allaidan consejero de asuntos islámicos de Arabia Saudí con el fin de lograr un acuerdo “secreto” nada se sabe del contenido y nada hace predecible imaginar su contenido, ni una sola condena a la falta de libertad religiosa en los países musulmanes contra los cristianos, ni un solo reproche a la falta de los DD.HH. en Arabia Saudí, nada absolutamente nada. ¿Qué se busca con esta visita? ¿Qué autoridad tiene Arabia Saudí en Irán, Irak, Afganistán, Pakistán o Turquía? ¿Les instará a que dejen de perseguir a los cristianos? ¿permitirán la construcción de iglesias?

Pero donde con falaz apariencia de bien se engañan más fácilmente algunos, es cuando se trata de fomentar la unión de todos los cristianos. ¿Acaso no es justo suele repetirse y no es hasta conforme con el deber, que cuantos invocan el nombre de Cristo se abstengan de mutuas recriminaciones, y se unan por fin un día con vínculos de mutua caridad? ¡Ojalá fuesen una sola cosa todos los cristianos! Mucho más podrían hacer para rechazar la peste de la impiedad, que, deslizándose y extendiéndose cada vez más, amenaza debilitar el Evangelio.

En este sentido, la respuesta a un problema de hoy se puede hallarla en una respuesta de ayer, igual que mañana podrá la doctrina aclarar un punto cuestionable en el pasado. Pío XI se enfrentó en su día a los mismos anhelos de paz y fraternidad universales, y supo ver tanto la oportunidad como las evidentes tentaciones de esa ambición natural. Y quienes nos recuerdan de continuo y ante cualquier crítica o incluso muestra de perplejidad que Francisco es el Papa tendrán, por el mismo principio, que reconocer con nosotros que la misma autoridad que se le ha conferido a un pontífice la tienen todos ellos, porque la verdad que presenta la Iglesia no es mutable ni cambia con los tiempos.

Otro papa, Juan Pablo II, también expresó su preocupación. En una reunión en 1992, Mgr Mauro Longhi, que aún era un estudiante, solía acompañar al difunto papa a sus excursiones de senderismo, contó que Juan Pablo II le había hablado de la “invasión islamista” de Europa.

En marzo de 2019, el papa Francisco viajará a Marruecos, un país que también está incluido en la lista de observación de Open Doors. Por desgracia, la postura del papa Francisco sobre el islam parece provenir de un mundo de fantasía. La persecución de los cristianos es hoy una crisis internacional. Consideremos lo que les ocurrió a los cristianos en el mundo musulmán en los últimos dos meses, sin ir más lejos. Murió un policía que estaba intentando desmontar una bomba delante de una iglesia copta en Egipto. Antes de eso, siete cristianos fueron asesinados por extremistas religiosos durante un peregrinaje. Después se descubrió una fosa común en Libia con los restos de 34 etíopes cristianos asesinados por yihadistas vinculados al Estado Islámico. El régimen iraní, con nuevos y graves actos de represión, detuvo a más de 109 cristianos. La paquistaní cristiana Asia Bibi, tres meses después de ser absuelta de “blasfemia” y liberada del corredor de la muerte, sigue viviendo como “prisionera”: sus antiguos vecinos siguen queriendo darle muerte. En Mosul, que era el centro de Irak para los cristianos, hubo una “Navidad sin cristianos”, y en Irak en general, el 80% de los cristianos ha desaparecido.

El papa Francisco se enfrenta ahora al posible riesgo de un mundo cristiano físicamente engullido por la media luna musulmana, como en el logo elegido por el Vaticano para el próximo viaje del papa a Marruecos. Es hora de sustituir el apaciguamiento.

cq5dam.thumbnail.cropped.750.422

Así pues, los que se proclaman cristianos es imposible no crean que Cristo fundó una Iglesia, y precisamente una sola. Más, si se pregunta cuál es esa Iglesia conforme a la voluntad de su Fundador, en esto ya no convienen todos. Muchos de ellos, por ejemplo, niegan que la Iglesia de Cristo haya de ser visible, a lo menos en el sentido de que deba mostrarse como un solo cuerpo de fieles, concordes en una misma doctrina y bajo un solo magisterio y gobierno. Estos tales entienden que la Iglesia visible no es más que la alianza de varias comunidades cristianas, aunque las doctrinas de cada una de ellas sean distintas. Si leemos las encíclicas de Pio XI podemos hacernos una idea que adelantado estaba ya en 1928 de cómo nos ponía en antecedentes a no dejarnos engañar, que pensaría su Santidad Pio XI si hubiera imaginado que un día el Vaticano entregaría la Iglesia al Partido Comunista Chino.

 
Creative Commons License
This work is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivatives 4.0 International License.

4 comentarios

  1. El Islam no es una religión que propugna La Paz. Lo han demostrado con sus actos. Cuando son pocos son muy pacíficos y respetan los demás, pero a medida que son más y más, imponen sus creencias. Cuando son mayoría exterminan a los de las demás religiones. Y finalmente cuando todos son musulmanes se matan entre sí por razones religiosas. Eso es una religión de paz, que baje Dios y me lo explique

    Le gusta a 1 persona

  2. El Islam lleva 600 años de retraso con referencia al Catolicismo y de alguna manera ahora hace lo que haya por el 1.100 hicieron las Cruzadas es quizás una excusa. No es el Corán en si el peligros, si no los hadices y sunnas.

    Me gusta

  3. También lo están en la Tora en su Talmud
    “Los judios son llamados humanos de condición, pero los no judios no son humanos. Ellos son bestias.” (Baba mezia, 114 b)

    “Vosotros israelitas sois llamados hombres, mientras que las naciones del Mundo no son de llamarse hombres, sino bestias”. (Baba mezia, 114 c. 1)
    “El mejor de los gentiles debe ser asesinado”. (Tractaes menor, Soferim 15, Regla 10).
    Te aseguro que tiene unas lindezas más preocupantes que en las sunnas o hadices

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s